Consejos para escoger los zapatos de un bebé

Usar calzado y vestido es una costumbre que debe adquirir el bebé desde el momento en que nace, al empezar a caminar, el zapato se transforma en un elemento anexo que influye en su desarrollo integral, lo ideal es que anduvieran descalzos ya que así se aprende más rápido a caminar que con los pies calzados, pero estamos en un mundo civilizado y usar esta prenda forma parte del progreso de la humanidad. Vamos a descubrir qué tipo de calzado deben usar nuestros niños y los errores que cometemos al comprar algunos zapatos tan solo porque sean de colores y con diseños llamativos, lo importante es que sean funcionales.

COMO ELEGIR ZAPATOS PARA BEBÉS

Cuando el calzado es obligado por defecto físico y lo receta el especialista, se debe adquirir en tiendas especializadas que atienden las sugerencias del médico, si este no es el caso, escogemos aquellos que resulten cómodos y livianos. Al bebé le resulta dificultoso aprender a caminar con zapatos que le queden flojos y no ajusten con sus pies, esto le inducirá a optar posturas deformantes y perjudiciales pudiendo ocasionar traspiés y deformaciones.

Las botas altas ajustan el tobillo, dificultando su movilidad pudiendo perjudicar su posición al estar de pie y causando escaso equilibrio. Este tipo de calzado solo se debe usar como una protección contra la humedad o el frío.

Respecto a los zapatos deportivos, conviene su uso moderado. Muchos de ellos están fabricados en plástico y otros materiales sintéticos que favorecen la sudoración y causan irritaciones y mal olor en los pies. Otros pueden propiciar la aparición de hongos.

El mejor calzado para nuestros bebés debe ser de piel natural con planta de suela y aplicaciones ventiladas en tela, que permiten una mayor transpiración y son más flexibles. Colocar al bebé zapatos de sus hermanos, es una práctica social poco recomendable ya que los pies pueden tener diferencias anatómicas.